Imagen de Whatsapp 2023 06 02 A las 15.54.11 (3)

Mantenimiento de la cadena: haga que su bicicleta eléctrica Bodywel dure más

Ya sea que tengas una bicicleta eléctrica Bodywel A26, A275 o cualquier otra bicicleta, es importante contar con las técnicas de mantenimiento de cadena adecuadas para que tu bicicleta dure más. Este artículo le proporciona los métodos correctos de mantenimiento de la cadena.

Cuando la cadena de tu bicicleta eléctrica muestra los siguientes 4 signos, es un recordatorio de que tu cadena necesita mantenimiento:

1. Ruido: Los sonidos inusuales, como chirridos o raspaduras, al pedalear pueden indicar que la cadena necesita lubricación o limpieza. Una cadena bien mantenida debería funcionar silenciosamente.

2. Problemas cambiantes: La dificultad para cambiar de marcha o los saltos de la cadena pueden ser signos de tensión incorrecta o desgaste de la cadena.

3. Apariencia inusual: Si nota suciedad, polvo, aceite oxidado u óxido en la superficie de la cadena, es una señal clara de que necesita limpieza y lubricación. Además, si la cadena muestra un claro "efecto de cremallera", con espacios desiguales entre los eslabones de la cadena o los eslabones parecen deformados o irregulares, esto puede indicar desgaste o daño de la cadena.

4. Eficiencia de conducción reducida: Si te encuentras trabajando más para mantener la velocidad, podría ser una señal de que la cadena necesita mantenimiento. Una cadena mal mantenida puede reducir significativamente la eficiencia de conducción.

Bodywel recomienda establecer un programa de mantenimiento periódico en lugar de esperar a que surjan problemas obvios. Especialmente en condiciones de conducción lluviosa o polvorienta, es recomendable realizar el mantenimiento de la cadena cada pocos cientos de millas o mensualmente.

Puede realizar un programa regular de mantenimiento de la cadena según el uso de su bicicleta eléctrica y las condiciones de conducción. El mantenimiento de la cadena es un paso clave para mantener la eficiencia de conducción, extender la vida útil de su bicicleta y mejorar su experiencia de conducción. Entonces, cuando inspeccionas regularmente tu cadena o notas alguna irregularidad, ¿cómo debes mantener la cadena de tu bicicleta eléctrica?

1. Limpiar la Cadena:

– Utilice un cepillo para cadenas o un cepillo de dientes para eliminar partículas extrañas y aceite oxidado de la cadena.

– Limpiar la cadena con una mezcla de agua tibia y jabón y un detergente neutro. Asegúrese de enjuagar a fondo y secar completamente después de la limpieza. Si no está seguro de utilizar un líquido que pueda dañar la cadena, considere utilizar un limpiador de cadenas especializado.

2. Lubrique la cadena:

– Después de que la cadena esté completamente seca, aplique lubricante para cadenas de bicicleta de manera uniforme en cada eslabón de la cadena, permitiendo que el lubricante penetre en el rodillo para formar una barrera protectora sobre las superficies metálicas en movimiento. Asegúrese de no lubricar demasiado la cadena, ya que el exceso de lubricante puede atraer polvo y suciedad, acelerando el desgaste de la cadena.

– Después de aplicar el lubricante, espere de uno a dos minutos para que se asiente en las grietas más profundas de la cadena. Gire lentamente la manivela durante 30 segundos para ayudar a que el lubricante penetre en los rodillos. Luego toma un paño limpio y seco para eliminar el exceso de lubricante. En este punto, las placas exteriores a ambos lados de la cadena deberían parecer libres de grasa.

3. Verifique la tensión de la cadena:

– Asegúrese de que la cadena esté correctamente tensada. Las cadenas demasiado flojas o demasiado apretadas pueden reducir la eficiencia de conducción y acelerar el desgaste de la cadena y los engranajes.

– Si no está seguro de cómo ajustar la tensión de la cadena, consulte al equipo de servicio de Bodywel o a un mecánico de bicicletas profesional.

4. Inspeccionar el desgaste de la cadena:

– Inspeccione periódicamente la cadena para detectar signos de desgaste. Si la cadena está significativamente deformada o muestra un efecto de "cremallera", es posible que sea necesario reemplazarla.

– Verifique periódicamente las conexiones de los eslabones de la cadena para asegurarse de que no estén flojos o dañados. Si encuentra algún problema, repárelo o reemplácelo de inmediato.

5. Mantenga limpia la cadena:

– Trate de evitar circular por caminos embarrados o polvorientos, ya que esto puede contaminar rápidamente la cadena. Si necesita conducir en tales condiciones, limpie y lubrique la cadena con más frecuencia.

6. Reemplace las piezas desgastadas:

– Comprobar periódicamente el desgaste de la cadena, los engranajes y los platos. Reemplace las piezas desgastadas de manera oportuna para evitar daños mayores.

Si sigue estas pautas, podrá asegurarse de que la cadena de su bicicleta funcione de la mejor manera y reducir los costos de mantenimiento. Si aún no está seguro de cómo realizar el mantenimiento de la cadena, considere consultar a un mecánico de bicicletas profesional o buscar asesoramiento del equipo de servicio de Bodywel.